jueves, 23 de junio de 2011

IV

Amo tanto tu libertad que te vas sin decir nada y yo, 
me siento tranquila a tomar una taza de café 
sabiendo que luego volverás .


Y yo podría partir los tacones de mis sandalias 
solo por correr detrás de ti, 
pero prefiero caminar suave 
y llevar a muchos más detrás de mi.

2 comentarios:

protervidad dijo...

La he ido leyendo señorita,
Tiene elementos encantadores, en sí el escrito posee una luz armónica, el contraste semántico es bueno.

Sin embargo, algunos detalles, por ejemplo, palabras que pueden ser más ¿asesinas? ¿sabe? para clavarnos de una con el poema abierto.

Es qué, ay, siento que falta algo elemental en el poema, tiene un inicio mordaz, el final debe ser terrible, ¿sí me explico?

PD: no realizo ésto como especulativa, al contrario.

Saludos.

Daffair dijo...

Touché!!! el comentario que siempre quise.

No se si vuelva por acá a leer esto, pero agradezco, todas y cada palabra.
Intentaré ver, siempre el detalle de lo que falta.

Lu (La Insoportable)